Renault Grand Scenic, un familiar muy completo

ESPACIO, ESPACIO Y MAS ESPACIO

INTRODUCCION

Con 2 niños y familiares acoplados, el Renault Scenic es el vehículo ideal para moverse de fin de semana, viajes, etc; y que cumple con soltura para emplearlo a diario, ya que aun albergando una longitud de 4630 mm, no se hace incomodo en su manejo urbano.

25 cm separan al Scenic y al Grand Scenic, además de las siete plazas, que por 1.300 euros de suplemento bien vale decantarse por el gran monovolumen, si lo que necesitas es espacio.

Los precios del Grand Scenic parten de los 17.100€ para el modelo Life Energy Tce de 115 CV. Los motores gasolina parten del Tce de 115 CV con el acabado Life, el siguiente en la escala es el motor Tce de 130 CV que equipan los acabados Intens y Zen y que parten de los 20.860€.

Más amplia es la gama de motores diésel que parte de los 21.279€ para dCi de 110 CV y el acabado Life. Sigue el motor dCi de 130 CV y acabado Zen que sale a unos 25.050€ y el motor diésel más potente es el dCi de 160 CV y caja de cambios automática en el acabado Edtition One a un precio de 28.000€. Decir que hay un motor diésel híbrido de 110 CV denominado Hybrid Assist, manual y que va únicamente asociado al acabado Zen a un precio de 24.966€.

Nosotros tuvimos en nuestras manos el motor diésel de 110 CV con cambio EDC y el acabado tope de gama, denominado Edition One.

19-09-2017\\ Agustín Conde


DISEÑO

Nos encontramos con el nuevo Grand Scenic, y la verdad cuando te dicen que es un 7 plazas, grande, con mucho espacio interior, te esperas un coche de medidas considerables y sin embargo hablamos de 4.634 mm de longitud, 1.865 mm de anchura y 1.667 mm de altura.

Un diseño atrevido, tirando a deportivo, pensando en la aerodinámica y bajo consumo y con unas llantas de 20 pulgadas pero con neumáticos más estrechos para que el cambio de ruedas no arruine tú bolsillo. Medidas contenidas pero que hacen posible todo lo que lleva dentro y todo el buen hacer que le precede.

En el interior del Grand Scenic, la sensación de amplitud y de comodidad es impresionante, salta a la vista desde que abres la puerta. El cuadro de instrumentos nos da la posibilidad de elegir diferentes modos de conducción en busca de un comportamiento más dinámico, más confortable o del menor consumo. Ademas el cuadro central (situado tras el volante), también cambia su diseño el cambiar el modo de conducción.

En la parte trasera, sí se notan esos 228 mm más de longitud respecto a su hermano menor, y es que aparece una tercera fila de asientos, que puede librarnos de más de un apuro y que van escondidas bajo el piso del maletero.

El asiento del conductor es bastante cómodo y en una posición ligeramente alta, que nos permite una más que correcta visibilidad y un manejo perfecto de todos los elementos del salpicadero. Nuestra unidad además equipaba todo tipo de regulaciones, incluso una de ajuste lumbar y la posibilidad de estirar algo más el asiento.

Detrás de estos asientos se ubican unas bandejas extraíbles, pensadas especialmente para los niños; al igual que donde ponemos los pies en la segunda fila, se esconden 2 mini bodegas para guardar todo tipo de juguetes y accesorios de entretenimiento.

Entre ambos asientos se ubica la consola deslizante de 13 litros de cubicaje, con el sistema Easy Life y en el cual podremos guardar nuestros objetos y tenerlos claramente ubicados.

Me llamó la atención, ahora que estamos en la era tecnológica, los dos puntos USB de carga, ubicados entre los asientos delanteros, y que ayudaran mucho a la hora de que no se queden sin batería nuestras tablets, Ipads, dispositivos móviles, que lleven los más pequeños de la casa.

La segunda fila de asientos, es muy cómoda, con espacio “real” para tres ocupantes, con unos asientos que se abaten de manera 40/60 y que tienen la posibilidad de inclinar los respaldos (que gustazo) y también se pueden deslizar longitudinalmente, con lo que otorgan un mayor espacio para las piernas de los ocupantes de la tercera fila. Esta fila de asientos tiene un pero y está en el ISOFix, es algo complicado anclarlos.

La iluminación a bordo, a parte de poderse configurar en diferentes colores dependiendo del modo de conducción, corre a cargo de un enorme techo solar panorámico, que da una luz interior sobresaliente, pero que no puede abrirse.

Y por último nos encontramos con ese gran maletero de 596 litros de carga útil, plana y sin recovecos, y que alberga en su interior esas dos plazas extra, y que nos permitirá llevar 2 personas en casos puntuales, con comodidad. Llegando a los 718 litros de carga, sumando todos los huecos portaobjetos.

En el lado izquierdo del maletero nos encontramos con un panel de botones (One Touch Folding) que nos permiten plegar de manera independiente los asientos tanto de la segunda fila como de la tercera en función de las necesidades, o incluso todos de una vez. Esto también lo podemos manejar desde la consola central.

 

PRESTACIONES

Mirando la gama de motores diésel del nuevo Grand Scenic nos encontramos con cuatro motorizaciones que van de los 110 a los 160 CV y que pueden equipar cambios manuales, automáticos de doble embrague, o como era nuestro caso, en el dCi de 110 CV, una transmisión automática de doble embrague EDC de siete relaciones.

Con este motor existe la posibilidad de un Hybrido. Esto es una de las grandes novedades del nuevo Grand Scenic. Hybrid Assist da un extra de potencia gracias a una batería de 48V y un pequeño motor eléctrico que recupera energía en frenada y a través del freno motor.

En marcha, el confort de nuestra unidad de pruebas a es absoluto, la insonorización del habitáculo es muy buena, y al hacer un conducción relajada, cumplió con todas nuestras necesidades. Destaco la iluminación nocturna a cargo de los faros delanteros LED Pure Vision, que confieren una iluminación perfecta para cada momento en la carretera, autopista o ciudad.

No lo hemos utilizado mucho en ciudad, ya que no es un vehículo pensado para ello, aunque gracias a sus medidas, y a sus diferentes ayudas al aparcamiento y sensores, nos hemos podido mover con relativa facilidad por la urbe, y encima sin sobresaltos en el consumo. Aquí por ejemplo, si es verdad, que hemos usado las 7 plazas en bastantes ocasiones.

En autopista, nos encontramos un vehículo noble, con una amortiguación que nos brindaba una comodidad absoluta, y una dirección suave. El cambio automático, cambiaba sin problemas, aunque en algunos casos mantenía una marcha más larga de la que a lo mejor convenía (es lo que tiene pensar en el consumo), pero rápidamente si acelerábamos un poquito, bajaba y nos daba ese plus de potencia para poder subir un puerto o adelantar.

En carretera, le dimos un poco más de cera, y aquí se vio, que si deseamos ir más rápido de lo permitido, hace falta algo más de motor. Entrando en curvas, le costaba un poco entrar por donde le pedíamos y tendía a balancear un pelin la carrocería, y en las salidas de las curvas, le faltaba algo más de respuesta en las aceleraciones, pero qué más queremos pedirle a un vehículo pensado por y para la familia, en donde su comodidad de marcha es el objetivo primordial, el cual cumple con nota de sobresaliente.

 

SEGURIDAD Y EQUIPAMIENTO

Respecto a los niveles de equipamiento hay cuatro: Life, Intens, Zen y Edition One.

El nivel de acceso es el denominado Life y la verdad es que viene bastante completito, sobre todo en materia de seguridad y confort. Elevalunas eléctricos, faros LED, cristales tintados, airbags, o volante de cuero son sólo algunos de los elementos que incorpora.

El siguiente acabado es el denominado Intens que añade climatizador bizona, sensor automático de lluvia, regulación del asiento del conductor con lumbares o la radio con pantalla táctil de 7” con USB y Bluetooth.

El siguiente acabado y que es una muy buena opción calidad/precio es el denominado Zen, que añade a todo lo anterior elementos como la banqueta de asientos traseros abatible “One Touch”, cortinas laterales traseras, Sistema de Navegación R-Link2, sensores de aparacamiento, …

Y por último, el acabado tope de gama, Edition One, trae absolutamente de todo. Techo panorámico, Stripping Editione One, llantas de 20”, cristales traseros sobretintados, volante de cuero, asiento del conductor con regulación lumbar eléctrica y función de masaje, Sistema de Navegación R-Link2, que incorpora: Pantalla táctil de 8,7”, sistema de navegación 3D, Bluetooth, USB+BOSE Sound System.

En el apartado de seguridad, el nuevo Renault Grand Scenic incorpora multitud de airbags entre los que se encuentran laterales, frontal de conductor y pasajero, de cortina,.. además incorpora Alerta de exceso de velocidad con reconocimiento de señales de tráfico, ABS, la ayuda a la frenada de emergencia (SAFE), Alerta de colisión frontal, Control dinámico de trayectoria (ESC), Frenada de emergencia asistida con detección de peatón, todos estos de serie desde el acabado más bajo.

Según equipamiento, se pueden sumar el Detector de fatiga, Faros Full LED, Renault Multi-sense, Freno de parking asistido o los sensores de aparcamiento.

A FAVOR

– Espacio
– Versatilidad
– Motorización

EN CONTRA

– Portón trasero no eléctrico
– Plazas de la tercera fila algo justitas
– Anclaje Isofix dificultoso

Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo Renault Grand Scenic, un familiar muy completo

Escrito por

Una obsesión, los coches; y desde hace unos cuantos años, una realidad que tuvo su comienzo hace más de 10 años de la mano de un grande, Emilio de Villota, en Car&Driver. Y espero que esto dure mucho más. Intentaremos manteneros informados al minuto, con las opiniones y comentarios más objetivos.

Sin comentarios.

Deja una respuesta

Mensaje