Seat León X-perience, nuevas sensaciones

INTRODUCCIÓN

Esta semana nos ponemos al volante del Seat León X-perience, que se basa en la versión familiar del Seat León, el modelo ST, aunque presenta una serie de diferencias que lo posicionan como un modelo más Off-road; una moda que se está implantando cada vez más en las marcas y que empieza a tener muchos adeptos, ya que nos llevamos un coche en el que meter a toda la familia, y con la cual podemos ir a cualquier sitio, ya que en carretera se comporta como una berlina, y es capaz de andar por caminos sin dificultad.

La gama de motores disponible para el SEAT León X-perience está compuesta por dos motorizaciones gasolina, un 1.4 litros TSI de 125 CV de potencia 2WD, que sale a un excepcional precio de 20.670€, y un 1.8 litros TSI de 180 CV de potencia Start&Stop, 4Drive y con cambio DSG, que sale a un precio de base de 27.080€ (precio sin rival).

Respecto a las motorizaciones diésel nos encontramos el 1.6 litros TDI de 115 CV S&S que sale por 22.820€ y la misma motorización pero 4Drive a un precio de 24.500€. Por otro lado está el motor 2.0 litros TDI de 150 CV de potencia S&S 4Drvie (unidad que probamos nosotros aunque incorporaba también el cambio DSG), que sale a un precio de base de 26.260€ y el 2.0 litros TDI de 184 CV, Start&Stop, 4Drive y cambio DSG que sale a un precio de 29.870€.

Una de las últimas ofertas que ha sacado SEAT, es el SEAT León X-perience Titan Deset 4Drive, que sale por 21.866€ y que va muy bien equipado. Aunque es hora de meterse en materia, nos vamos de prueba con el SEAT León Xperience 2.0 TDi de 150 CV S&S DSG 4Drive .

06-04-2015\\ Agustín Conde

DISEÑO

Respecto al Seat León ST, cuenta con nuevos paragolpes, protecciones de plástico en los pasos de rueda, los cuales se han ensanchado y protecciones en los bajos, así como nuevos modelos de llantas y barras de techo de color negro. Los faros Full LED que incorpora son espectaculares en diseño y muy eficientes en iluminación.

Una de las diferencias más significativas a parte del retoque exterior, es la mayor altura libre al suelo del X-Perience; la nueva suspensión eleva en 15 mm la altura al suelo, siendo un total de 27 mm superior al modelo ST (172 mm), lo que le habilita para meterse por caminos sin problemas.

En el interior no hay grandes cambios respecto a un León convencional. El salpicadero está orientado al conductor, y eso se agradece sobremanera, porque evita tener que desviar la mirada para cambiar alguno de los botones, aunque el que se trate de una pantalla táctil y la ausencia de botones innecesarios, hace que sea muy fácil de manejar. (Esta zona me recuerda al que montaba el Saab 9-5).

La calidad de los materiales es excelente plásticos muy agradables y suaves al tacto y con unas terminaciones propias de vehículos de alta gama. Asientos deportivos de serie con un mullido excelente, muy cómodos y que se pueden regular eléctricamente hasta conseguir la postura más eficiente para conducir. Además son calefactables y llevan regulación de lumbares (bienvenidos al sofá de casa).

Las combinaciones de color, con los detalles de costuras en naranja y materiales (tapicería Alcántara en marrón-Cuero) en los asientos y volante, le confieren un aspecto muy exclusivo; además el Logo X-Perience está presente en muchas partes del coche, como umbrales de puertas en aluminio, volante, así como el logo 4Drive en la base del cambio.

Las plazas traseras son cómodas y sorprendentemente anchas y 3 personas van lo suficientemente cómodas como para que no se les haga pesado un viaje medianamente largo. Son abatibles asimétricamente y desde el maletero se pueden abatir mediante un pulsador.

El espacio para rodillas y cabeza, es notable y probando con gente de más de 1,80 cm, la carencia de sensación de agobio, ha sido la nota predominante. Anclajes isofix para las sillas de los más pequeños accesibles (cosa que en competidores es una odisea) y que puedes colocar con un simple clic..

El maletero tiene un espacio de 587 litros, una capacidad insuperable para sus rivales, tiene una bandeja rígida, que hace que puedas dividir el maletero en dos alturas, y así llevar mejor colocada la carga (los elementos cotidianos como triángulos, luces de recambio, botiquín, paragüas, mantas, van perfectamente en ese compartimento sin ocupar espacio). Si abatimos los asientos la capacidad de carga aumenta hasta los casi 1.470 litros.

PRESTACIONES

La motorización que probamos es la que montaba el motor 2.0 litros TDI de 150 CV de potencia que se obtiene desde las 3.500 vueltas, un motor turbodiésel potente pero de bajo consumo, que incorpora un sistema de tracción total de última generación denominado 4Drive montado en un chasis con esquemas de suspensión muy eficaces y un equipamiento muy interesante de serie.

El sistema de tracción tracción 4Drive (excepto en la motorización 1.4 TSI), que se activa automáticamente cuando nota pérdida de adherencia, reparte la fuerza entre ambos ejes por medio de un embrague Haldex y cuenta con el sistema XDS de deslizamiento limitado electrónico en ambos ejes.

Muestra un equilibrio en carretera sorprendente a pesar de que tiene una mayor altura y peso que el ST normal. Gracias a la tracción total, y el tarado blandito, evita que cuando hemos acelerado a tope después de una curva, termináramos derrapando, dando un sensación de confort, seguridad y control.

La conducción en autopista es cómoda, suave, manteniendo el vehículo a velocidades moderadamente altas y con consumos muy contenidos.

En estos tiempos de heladas, lluvias y nevadas, probarlo por campo ha sido una delicia. Nos metimos por tramos de tierra húmeda y sobre todo de hierba, dificultosos y traicioneros, y el León X-Perience nos ha sorprendido con su comportamiento.

Fue capaz de superar obstáculos que no están al alcance muchos congéneres suyos, de abordar desniveles que gracias a su altura libre al suelo, con otros familiares también de similares características, no habríamos podido pasar ni aun que nos encomendáramos a la virgen de Lourdes. La forma en la que las suspensiones absorben los baches y la solidez que transmite el conjunto de chasis y carrocería al pasar por las zonas más duras, nos han dado mucha confianza y nos permitió aventurarnos por caminos más difíciles.

Si bien hay que decir que no es apto para trialeras, ni caminos escarpados o rocosos; no nos creamos que llevamos un 4×4 porque no es así. El sistema 4Drive es un sistema configurado para dar un mayor agarre y para actuar en caso de pérdida de adherencia, no para dotar al vehículo de funciones 4×4.

El consumo medio se situó en los 6,0 L/100 km. Si bien es cierto que cuando tiramos en carretera y campo la media subió a 7,0 L/100 km, pero haya que entender que en estos tramos exigimos más al pedal del acelerador, así como a la caja de cambios.

EQUIPAMIENTO Y SEGURIDAD

El equipamiento del León X-Perience incluye de serie faros Full LED, llantas de aleación X-Perience de 17”, suspensión elevada, parachoques y molduras específicas, asientos delanteros deportivos, y el Sistema de Easyfolding de abatimiento de asientos (ubicado a cada lado del maletero); además incorpora el Asistente de arranque en pendiente y el Sistema ESC+XDS.

Opcionalmente se pueden añadir múltiples sistemas como pueden ser los faros de Full LED integrales que incorporan un sistema de luces, que automáticamente pasa de luces cortas a largas para que tengas la mejor visibilidad de la carretera. Además, también detecta el tráfico que viene en dirección contraria, y pasa automáticamente a las luces cortas si hay un coche que conduce en sentido contrario a ti.

Otros sistemas son el control de velocidad de crucero adaptativo ACC con función de frenada de emergencia en ciudad, el detector de fatiga y el Sistema Lane Assist (asistente de salida involuntaria de carril). Nuestra unidad incorporaba el Sistema de Reconocimiento de Señales de tráfico, donde varios sensores sincronizados con la cámara delantera detectan los límites de velocidad, las restricciones para adelantar y las obras antes de que te los encuentres.

Nuestra unidad equipaba entre algunos extras, el Winter Pack: Asientos delanteros calefactables + Lavafaors con eyectores y retrovisores calefactables.

Llantas de 18”, el sistema SEAT Sound, compuesto por 9 altavoces más un subwoofer, asientos delanteros calefactables y el sistema Navi System High, un sistema con pantalla táctil que lleva reconocimiento de voz para radio, teléfono y navegador, Mirror Link, Wifi, SMS, Navegación en 3D, Disco duro de 10 GB.

Además incorpora el Seat Ecotrainer, una especie de app que evalúa la eficiencia del modo de conducir en tiempo real. En la pantalla se muestra una brújula y el ángulo de dirección de las ruedas delanteras. 

A FAVOR

– Materiales y acabados.
– Rendimiento.
– Habitabilidad y confort de rodadura.

 EN CONTRA

– Dificultad para encontrar aparcamiento
– Precio algo elevado
– Consumo en modo deportivo

Escrito por

20 años a los mandos

Sin comentarios.

Deja una respuesta

Mensaje