Fiat 500E, solo eléctrico, más grande y tres carrocerías a elegir, una de ellas con dos puertas laterales (3+1)

Fiat 500E, solo eléctrico, más grande y tres carrocerías a elegir, una de ellas con dos puertas laterales (3+1)

Fiat ha renovado por completo su modelo 500, el de tanto éxito en el mercado español y allí donde se vende.

Del anterior solo queda la buena fama, la marca y el nombre. Ahora, ha evolucionado, y de qué manera, incluso para incorporar la “E” seguido del numero 500 que le define. Completamente nuevo, suma incluso más atractivo que las generaciones anteriores. El origen del Fiat 500, el Fiat Cinquecento, data de 1957, la reedición en versión moderna de 2007, y ahora este con plataforma, carrocería y soluciones totalmente innovadoras de 2020.

MUCHAS E INTERESANTES NOVEDADES

Tanto, que las novedades son grandes interesantes. Por lo pronto, la plataforma es nueva y, ya de paso, evoluciona hasta algo que podía considerarse lógico para este coche. Da el gran salto a la electrificación al 100% y a partir de ahora, el Fiat 500 solo se vende en versiones eléctricas (Fiat 500E), dos para ser exactos, que se diferencian en la potencia final. Es lo que se llama plataforma EV.

Así, este nuevo Fiat 500E obtiene el Nivel 2 de conducción autónoma gracias a que integra en conjunto muchos de los sistemas de seguridad y de ayuda a la conducción de los que dispone. Cuenta con Uconnect 5 con Uconnect Services. Podemos estar conectados a internet con el sistema multimedia, se puede tener conexión inalámbrica con Android Audo y CarPlay, y con el teléfono móvil se puede abrir y cerrar el coche, aunque también ver qué carga tiene, pasar rutas al navegador, localizar puntos de recarga…

Por citar algunos de los elementos con que pueda contar en equipamiento de seguridad y/o asistentes a la conducción, está el programador de velocidad que puede frenar el coche totalmente y volver a iniciar la marca, el sistema de frenado de emergencia en ciudad que reconoce peatones, detector de coches en el ángulo muerto, sistema de mantenimiento de carril, etc., etc.

Desde la primera versión de acceso en acabados de la gama, el Fiat 500E cuenta con aire acondicionado, faros de led o un sistema acústico de advertencia que es obligatorio en coches eléctricos y que en este caso reproduce durante unos segundos una melodía de Nino Rota, Amacord. Eso en lugar del molesto o impersonal zumbido o ruido por los que optan otros coches eléctricos, aunque no todos. Todo un detalle de buen gusto, sin duda alguna.

También hay novedades en la carrocería. El diseño, tremendamente atractivo aún a riesgo de considerarse esta afirmación totalmente subjetiva, permite que el coche no solo tenga un montón de detalles de calidad y buen gusto, también que haya crecido en dimensiones. Por ejemplo, las puertas carecen de tirador tanto exterior como interior. En su lugar hay sendos botones que dan el primer paso de desbloquear la puerta de la cerradura y ya poder empujarla hasta abrirla.

AHORA MÁS GRANDE

Ahora, el Fiat 500 es un poco más ancho (en total 1,68 centímetros), un poco más largo (en 3,6 metros) y tiene algo más de batalla, o distancia entre ejes (2 centímetros) más. La capacidad del maletero se queda en los mismos 185 litros. Eso permite que también por dentro haya más desahogo para los ocupantes. Aunque midas 1,90 metros de altura, te aseguro que las plazas delanteras ofrecen un desahogo muy bueno, casi extraordinario diría yo. La verdad es que se conduce muy bien no solo por postura prácticamente idónea de conducción, también por respuesta de aceleración, comportamiento, dirección, frenos, visibilidad, comodidad, etc.

TRES TIPOS DE CARROCERÍA, CON EL “3+1”

Por otro lado, y no menos interesante, más bien todo lo contrario,  son los tres tipos de carrocería. Por un lado, el normal, el de tres puertas. Por otro, el Cabrio, con los montantes laterales y el techo de lona que se recorre hacía atrás entero. Y la novedad donde las haya, el llamado 500E 3+1 porque en el lado derecho presenta una segunda puerta para acceso a las plazas traseras.

Es de esas puertas que algunos llaman “suicidas” porque se abre en sentido contrario a la marcha. Es muy útil y representa otro toque magistral de Fiat y del 500E en particular, ya que cuando está cerrada no afecta prácticamente en nada al diseño tan atractivo de este coche. Esta puerta solo puede abrirse abriendo primero la delantera y, como no tiene pilar central al abrirla, permite un muchísimo mejor acceso a las plazas traseras en caso de llevar niños, meter carga como las bolsas del supermercado o tener que pasar a la mascota. Esa tercera puerta también significa que pesa algo más, pero la diferencia es muy poca, y la diferencia de precio, creo, es poco significativa.

La gama se estructura ahora en tres acabados, de menor a mayor: Action, Passion e Icon. Además, y hasta “agotar existencias”, Fiat vende una edición especial con prácticamente todo lo que puede montar en equipamiento y motor el nuevo Fiat 500E que se llama “La Prima”. Esta edición está tanto en el Berlina, como en el Cabrio y el 3+1.

MOTOR ELÉCTRICO CON DOS POTENCIAS A ELEGIR

En cuestión de motorizaciones, lo dicho, solo una, motor eléctrico situado delante y cuyas baterías de de iones de litio están colocadas bajo el piso, lo que mejora el reparto de pesos (52%-48%) y todo lo que ello conlleva en comportamiento y estabilidad. Pero de dos potencias y diferentes características y prestaciones, aunque ambos obtienen oficialmente un par de 220 Nm, de sobra para un coche como este me atrevería a decir.

Este Fiat 500 eléctrico se fabrica en la conocida fábrica de Mirafiori, en Turín.  Las baterías son de la marca Samsumg y pesan 188 kilos para la versión de menor potencia, y menos de 290 kilos para el de más caballos.

Empezando por la primera potencia, tenemos 95 caballos, con una batería de 23,7 kWh. Aunque para esta primera alternativa de la gama todavía no están disponibles todos los datos exactos, Fiat asegura que admite una carga rápida a 50 kW y que con 10 minutos se obtiene carga suficiente para cubrir el rango de kilómetros que normalmente hace diariamente con un coche, fijado en 50 kilómetros.

La segunda potencia pasa a 118 caballos con una batería de 42 kWh. La autonomía homologada es de 320 kilómetros en ciclo de homologación WLTP, además de 450 en ciudad según la marca. Con esos datos, y con la realidad en la mano, no hace falta estar cargando el coche todo los días si no se quiere o desea, por si alguien ve en este detalle algo que le detraiga de usar un coche eléctrico.

Con la batería de 42 kWh, o sea, el motor de 118 caballos, hacen falta 14 horas de enchufe a la red normal (230 V) para una carga completa, mientras que solo son necesarios 35 minutos para cargar del 0 al 80% si la toma de corriente es de 85 kW, y que es la máxima potencia de carga que admite el Fiat 500.

Las prestaciones oficiales pasan por hacer el 0 a 100 km/h en 9,5” para el Fiat 500 de 95  caballos, y 9,0 para el de 118 caballos. Mientras, la velocidad máxima  está en 150 kilómetros por hora (versión de 118 caballos) y 135 para el de menor potencia. En ambos caso está limitado electrónicamente y sobra decir que, por un lado, tiene esa magnífica aceleración de los coches eléctricos, y que por otro sus prestaciones son sobradísimas en ciudad.

LLENO DE DETALLES

El interior sobresale igualmente por un montón de cosas, diseño y utilidades incluidas, claro está. Para verlo por dentro, mejor observar las fotografías, pero destaca el monitor central, de 10,2 pulgadas. Pero también porque carece de palanca de cambios de ningún tipo, algo que ya tenía que ser un estándar en muchos coches pero que pocos adoptan.

En lugar de la palanca de cambios, hay botones para seleccionar cuando dejamos el coche parado, ir hacia delante o marcha atrás. Sencillo, útil, práctico y, desde el punto de vista de diseño y espacio, genial. Encima de los botones para seleccionar las marchas están algunos que permiten seleccionar también directamente diversas funciones, como los del climatizador, y por encima de estos, el monitor central. Además, como característica de utilidad, cuenta también con varios huecos donde dejar cosas.

TRES TIPOS DE CONDUCCIÓN

El nuevo Fiat 500E eléctrico plantea tres tipo de modos de conducción. Uno es el normal, con el que se cuenta siempre nada más arrancar. El siguiente es el Range, y el tercero el Sherpa.

En los dos últimos se activa un tipo de conducción donde prácticamente solo hace falta acelerar y levantar el pie de freno para obtener una deceleración más fuerte con la que, acostumbrándose un poco, no hace falta ni tocar el pedal del freno para detenernos. En el mundillo se le conoce a esto como “de pedal único” (one pedal driving), que no quiere decir que el pedal de freno quede invalidado si no que con la deceleración obtenida, además de tener mayor capacidad de recarga, se puede obtener la detención del vehículo.

Entre el modo Range y Sherpa, además hay otras diferencias. En este último, la limitación de velocidad máxima se fija en 80 km/h y además se desconecta automáticamente todo sistema innecesario que consuma energía, como por ejemplo la climatización. Con este modo de conducción se busca la máxima eficiencia energética en cuestión de reserva para el motor.

PRECIOS

El precio de acceso a la gama del nuevo Fiat 500 eléctrico es de 24.900 euros, corresponde a la 500E Berlina Action de tres puertas y 95 caballos.

En segundo lugar, el Fiat 500E Berlina con acabado Passion y 118 caballos cuesta 28.400 euros, para pasar al Fiat 500E Berlina Icon de 118 caballos por 29.900 euros. Y, como apuntábamos, el 500E Berlina La prima, de 118 caballos y prácticamente todo el equipamiento que es capaz de montar el nuevo Fiat 500, se vende por 33.732 euros que, recordemos, es hasta “agotar existencias”.

El Fiat 500E Cabrio, siempre con 118 caballos, queda así: 31.400 euros para el acabado Passion; 32.900 euros para el acabado Icon; y 36.630 euros para el acabado La Prima.

De la versión de dos puertas laterales derechas, el llamado “3+1”, que al igual que la versión Cabrio solo está disponible en 118 caballos de potencia, queda así: 500E 3+1 Passion, por 30.400 euros; 500E 3+1 Icon, 31.900 euros; y 500E 3+1 La Prima, 36.900 euros.

No obstante, conviene echar un vistazo a las condiciones, muy interesantes, de financiación que propone Fiat ahora en el inicio de la comercialización del nuevo Fiat 500.

No hay comentarios todavía, Se el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *