Mercedes Clase E Coupé, y el placer de conducir

Mercedes Clase E Coupé, y el placer de conducir

Dentro del Mercedes Clase E tenemos las carrocerías de berlina, estate (familiar), coupe y coupe cabrio. Para nuestra prueba de hoy hemos tenido en nuestras manos la carrocería Coupe de la Clase E.

El nuevo Clase E Coupé supera a su predecesor en longitud, anchura y altura: longitud exterior: 4.850 mm, anchura exterior: 1.860 mm, altura exterior: 1.430 mm.

Como se ve en cualquiera de las fotos de la prueba, esta carrocería cuenta con un toque más deportivo, si la comparamos con la berlina. Por un lado, no posee puertas traseras, y por otro, tiene una silueta más baja y estilizada que la carrocería berlina.

El Mercedes Clase E Coupe tiene como versión de acceso la denominación comercial de E 220d Coupe, a este le siguen en motorización diésel la denominación E 350d 4MATIC Coupé. Por otro lado, tenemos dos opciones en gasolina que son: E 300 Coupé, y E 400 4MATIC Coupé.

El motor que se sitúa bajo el capo de nuestra unidad de pruebas es un motor diésel que eroga 194CV de potencia, conocido comercialmente como 220d. Esta mecánica puede ir unida a una caja manual o como en el caso del coche de pruebas a una caja de cambios automática de 9 velocidades.

Las mecánicas diésel parten desde los 56.400€ (220D), aumentado en 3000 euros si queremos esta motorización con tracción a las cuatro ruedas (4 Matic). En el caso del E350d Coupe parte desde los 63.900€, cerrando las opciones de mecánicas diésel con el E 400d 4 Matic Coupe que se sitúa desde los 72.500€.

Respecto a las mecánicas gasolina tenemos el acceso desde 63.200€ del 350E Coupe, continuando con el 450E 4Matic Coupe desde 75.750€, para terminar con el AMG E 53 4MATIC Coupé desde 106.900€.

Como adelanto resumimos con un adjetivo: “Espectacular”, no solo es moderno, sino que el avance tecnológico que tiene respecto a sus rivales, hacen que este Mercedes Clase E Coupe se situé a varios peldaños por encima de sus rivales más directos.

Ahora vamos a verlo más detenidamente punto por punto, desde el diseño, exterior e interior, oferta de motorizaciones, cualidades dinámicas, equipamiento etc.

10-01-2019//José Ruiz Moreno

DISEÑO EXTERIOR

El Mercedes Clase E Coupe es 15mm más bajo que la carrocería berlina.

En la parte delantera nos encontramos con parrilla que queda presidida por logo (La Estrella) de la marca, y apenas hay diferencias con la carrocería Berlina. Esta parrilla se sitúa en una posición rebajada, transmitiendo mucho más su línea deportiva.

Por otro lado, un elemento del frontal que también llama mucho la atención es el capo, por sus formas y sobre todo por su longitud. Sin olvidarnos de las tomas de aire integradas en el paragolpes delantero, que ponen la guinda a ese frontal de aspecto muy deportivo.

Mercedes-Benz Clase E Coupé

En su vista lateral, las llantas son uno de los elementos más vistosos, tanto por su diseño como por su tamaño de 19″, que pueden aumentar el radio hasta las 20″ en opción.

Aunque, tampoco podemos dejar de mencionar que si bajas las ventanillas ves que no tienen marco y que se ha suprimido el montante B, consiguiendo una línea de coupe elegante y con ese toque de distinción que tiene la marca Mercedes.

La zaga, completamente diferente de la carrocería berlina, cuenta con luces traseras tipo LED Multibean (Al desbloquear el vehículo, los LED de la luz trasera se encienden de forma secuencial desde el centro hacia fuera.

Al activar el cierre, la secuencia de las luces brilla en sentido contrario), difusor de aire en donde se integra las dos falsas salidas de escape en forma trapezoidal y con acabado en cromado, portón eléctrico y unas pequeñas entradas de aire situadas en cada lateral de la parte más baja del paragolpes trasero.  

DISEÑO INTERIOR

Si su planta, figura o estética exterior es impactante, el interior no se queda atrás. Nada más abrir la puerta ves perfectamente cómo se han combinado las dos tonalidades de su interior, es decir, estaba el blanco marfil en su tapicería de cuero en contraste con la piel azul que se situaba en el salpicadero y guarnecido de las puertas.

Interior Mercedes-Benz Clase E Coupé

Lo primero que hemos decir del interior, es que los materiales empleados en su realización son lujosos, y muy refinados, así como sus ajustes son de primer nivel.

Cuando te sientas en el puesto del conductor, pones las manos al volante, y miras en frente, y ves una enorme pantalla de 12,3” totalmente configurable con la información principal para el conductor y que se puede escoger entre tres estilos diferentes: Classic, Sport y Progressive.).

Esta pantalla va unida a otra exactamente de igual tamaño, que incorpora el sistema de infoentertainment y que nos presenta un salpicadero totalmente digital. Es moderno y tecnológicamente muy avanzado, pudiendo llegar a decir que su rival más directo BMW Serie 6 no da esa sensación de modernidad o tecnología, cuando abres la puerta y accedes a su interior.

Su interior se puede personalizar, porque no solo está esta combinación de colores, sino que tiene un buen abanico de posibilidades para encontrar alguna que se adapte a tu personalidad. Además, cuenta con la luz ambiental que se puede escoger entre más de 64 colores.

Una vez dentro hablamos de que tiene 4 plazas homologadas y que cuenta con un gran espacio tanto en las delanteras como en las traseras. El acceso a las plazas traseras al ser un tres puertas no es tan cómodo como un cinco puertas, aunque en este caso solamente con retirar el respaldo del asiento delantero el asiento se eleva facilitando el acceso a la zona trasera.

Al puesto de conducción no se le puede poner ninguna pega. Es bajo como un deportivo, pero nada incómodo para salir o entrar al coche. Se puede conseguir que la postura sea la correcta para cualquier persona dado la cantidad de ajustes eléctricos que se pueden hacer en los asientos, o volante.

Cuenta con un maletero de 425 litros, una capacidad bastante amplia para tratarse de un modelo deportivo.

PRESTACIONES

Hay tres mecánicas diésel y tres gasolina. Empezamos con la versión de acceso que cuenta con la denominación comercial “220d”, el cual monta un motor diésel de 2.000cm3, cuatro cilindros y 194 CV de potencia.

La segunda opción en diésel es el “350d”, el cual alberga un motor de 2.987cm3, 6 cilindros y rinde 286 CV de potencia, y por ultimo está el 400d con motor de 3000cm3, 6 cilindros y 340CV de potencia.

Respecto a los motores gasolina tenemos como primer peldaño el 350E de 299 CV de potencia, con un consumo medio de 6,8 l/100 km y limitando electrónicamente su velocidad máxima a 250 km/h. Como segunda opción está el modelo E 450 4MATIC, un motor 3.0 litros de 367 CV de potencia a 5.800 rpm y un par máximo motor de 430 Nm.

Es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,3 segundos y alcanza una velocidad máxima de 250 km/h limitada electrónicamente. Por última opción está el Mercedes-AMG E 53 con 435CV de potencia, un consumo medio de 11,6L/100Km y un par máximo de 520Nm a 6100rpm.

El cambio es siempre automático de 9 relaciones (9G-TRONIC).

En cuanto a la tracción, es en las ruedas traseras en las versiones 220 d y 350d, y en las cuatro en las 400d 4MATIC, 450 4MATIC y AMG E 53. Mientras que como opción el sistema de tracción total se puede montar en el E 220 d Coupé.

COMPORTAMIENTO

Nuestra unidad de pruebas era el 220d con cambio 9G-TRONIC, con tracción al eje trasero. Acelera en 7,4 segundos 0-100 km/h y tiene una velocidad punta homologada de 242Km/h.

Pulsamos el botón Start y arranca. Empezamos hacer los primeros kilómetros y desde el principio te das cuenta de la calidad de rodadura y del confort de marcha que el coche te transfiere. Confortable, suavidad y reacciones nobles son las palabras que nos han venido a la cabeza en estos primeros kilómetros.

Con esta mecánica no muestra unas reacciones radicales de pegarte al asiento, en ningún momento se puede decir que el coche no tenga buenas reacciones, pero entre la insonorización del habitáculo, la calidad de rodadura que mencionábamos antes y el peso del coche 1735Kg, se nota su empuje, pero no es demoledor.

Aunque, si te olvidas del mirar el cuentakilómetros cuando lo mires seguro que frenas porque vas pasadísimo. De hecho, en acciones como adelantar en carretera convencional o encontrarse en alguna situación difícil, el coche saldrá airoso y aportando seguridad al conductor.

Nos salimos de la autopista y al meternos en carretera nacional con curvas vemos que no balancea su carroceria y tiene una estabilidad digna de mención.

Esta mecánica es bastante equilibrada en cuanto a aceleración y consumo. Puedes hacer kilómetros y llegar de un punto a otro sin tener que parar a repostar. Cuenta con un depósito de 66L que le otorgan una autonomía de más de 900Km.

El cambio automático de marchas de 9 marchas cumple muy bien su función; Prima el ahorro de combustible por lo que si vas haciendo una conducción tranquila siempre intenta ir en la marcha más larga. Cuando aceleras a fondo gestiona perfectamente la demanda de aceleración reduciendo una, dos o hasta tres marchas para dar la fuerza que demanda el conductor, todo ello sin tirones ni brusquedades.

La suspensión cuida del bienestar de sus ocupantes. Independientemente en qué modo ((Eco, Normal, Sport y Sport+) vayas la suspensión nunca es dura para los pasajeros. En cambio, sí que tiene un buen tarado para que el conductor afronte carreteras de curvas y el vehículo vaya sobre raíles.

La dirección tiene buen tacto y es muy precisa.

Si hablamos de consumos, es un coche de gasto muy moderado. Durante la prueba la cifra que nos mostraba en el ordenador de abordo ha sido de 6,1L/100Km, que, aunque es mayor a la que homologa -algo que suele ser habitual en todos los coches- no nos parece excesiva, teniendo en cuenta que debajo de su motor hay casi 200CV de potencia, y esta cifra se ha dado después de circular en ciudad 100Km, 100 en carretera a 120km/h, 100Km en carretera convencional y hacer otros 100Km en vías interurbanas.

EQUIPAMIENTO Y SEGURIDAD

Hay dos niveles de equipamiento disponibles: Avantgarde (de serie) y AMG Line (le da un aspecto más deportivo).

El modelo Coupé, cuenta con todas las innovaciones de la Clase E. De serie incluye: el climatizador Thermotronic, control de crucero con limitador, faros Full LED, cámara de visión posterior, sensor de lluvia, encendido automático de luces, elevalunas eléctricos delanteros y traseros, arranque por botón, cierre con mando, tapizado mixto tela/piel, el servofreno de emergencia activo, que puede advertir al conductor de una colisión inminente, prestar apoyo óptimo en la frenada de emergencia y, si es necesario, frenar de forma autónoma.

Este equipo puede reconocer vehículos que circulan a menor velocidad, detenidos o en maniobra de frenado, así como peatones que atraviesan la calzada y se encuentran en el área de peligro por delante del vehículo, sistema de sonido Audio 20 con bluetooth, USB, direct control, piloto automático para aparcar a distancia (aparcamiento desde el exterior del vehículo, utilizando una aplicación para smartphone.), etc.

Puedes equiparle con el sistema el DRIVE PILOT. Este sistema mantiene la separación correcta respecto a vehículos precedentes, y además por primera vez, de seguirlos automáticamente en un margen de velocidad de hasta 210 km/h. Es decir, una conducción semiautónoma.

ELEMENTOS OPCIONALES

También como equipamiento opcional tendremos la posibilidad de montar sistemas como el Magic Vision Control (limpiaparabrisas calefactadas y con múltiples salidas de agua (también calefactada si se precisa) consiguiendo una mejor visibilidad.

Sistema de faros LED Multibeam incluyen una función de bienvenida en los faros delanteros con dos luces azules específicas, a la par que los traseros hacen un barrido desde dentro hacia fuera o viceversa dependiendo si se está abriendo o cerrando el vehículo. Sistema de apertura y cierre del coche con el móvil (mediante tecnología NFC). Head-Up Display, Linguatronic, disco duro, o Wi-Fi, COMAND Online, entre otros.

Además, se dan la opción de aglutinar varias opciones en paquetes como el Premium Plus que alberga el equipo Hi-Fi Burmester, faros MultiBeam LED, tapizado en piel, techo solar panorámico, detector de objetos en ángulo muerto, sistema de visión 360º, KeyLess Go, alerta de cambio de carril, asientos eléctricos y térmicos, navegador integrado, portón automático, espejos abatibles, volante eléctrico, etc. Con un coste de 9450€.

Paquete AMG Line para dar un toque más deportivo al vehículo y que alberga, parachoques delantero y trasero específicos, faldones laterales y llantas de mayor tamaño en estética AMG, parrilla de efecto diamante discos de freno delanteros perforados, asientos propios, volante deportivo AMG.

El paquete Night, con numerosos detalles de diseño en acabado negro brillante y cristales tintados en las ventanillas laterales.

Como opción en suspensiones se ofrece el tren de rodaje DYNAMIC BODY CONTROL con regulación variable de la amortiguación. También tiene una altura rebajada. En este tren de rodaje el conductor puede modificar las características de la amortiguación mediante un botón selector integrado en la consola central para el sistema DYNAMIC SELECT de serie, u optar por la suspensión neumática multicámara AIR BODY CONTROL.

A FAVOR:
-Calidad de acabados y materiales empleados en su interior.
-Diseño exterior.
-Calidad de rodadura y confort en el habitáculo.
-Cambio 9Gtronic, suave y rápido.

EN CONTRA:
– Precio elevado de algunas opciones de equipamiento
-Visibilidad reducida por los pilares A.

Cada uno tiene su pasión. La mia desde pequeñito era leer las revistas de coches, ahora soy yo el que escribe de lo que se, para que otras personas puedan aficionarse a este mundo como yo lo hice en su día, ademas de mantener informados al resto de lectores.
No hay comentarios todavía, Se el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *